Concentración por la libertad de Marcela Mendoza: “Ya lleva cuatro años detenida por algo que no hizo”

 “Estamos esperando que le den la libertad de una vez por todas. Ya lleva cuatro años detenida por algo de lo que se la responsabilizó sin haber pruebas”, según determinó la Sala nº 1 de Casación Penal al anular el juicio y condena contra Marcela Mendoza, recordó su hija, Marilyn Aleman desde una concentración ante el Fuero Penal –calles 8 entre 56 y 57-  este jueves. Mendoza había sido condenada a cadena perpetua por sobrevivir a su femicida Eduardo Gómez quien murió quemado luego de intentar prenderla fuego. Casación anuló el proceso y la sentencia “por falta de pruebas y de perspectiva de género” pero sigue presa.

“No debería haber un nuevo juicio. Exigimos que la liberen y se declare su inocencia como ya se puso demostrar en Casación”, indicó Aleman. “Uno de los jueces que falla en Casación dice que no se puede juzgar a una persona dos veces por la misma causa cuando ya fue todo investigado y no hay responsabilidad de ella en el hecho”, agregó.

Tras un recurso presentado por la defensa, Casación Penal anuló el veredicto y la sentencia dictada por el Tribunal en lo Criminal nº 3 de La Plata. Reconoció los errores de los jueces Ernesto Domenech, Andrés Vitali y Santiago Paolini y la fiscal Silvina Langone, quienes rechazaron las denuncias por violencia de género que Mendoza había hecho contra Gómez, su expareja: dos exposiciones por violencia de género y una perimetral. El Tribunal decidió que se deberá conformar otro tribunal para realizar otro juicio.

Los hechos ocurrieron en agosto de 2015 cuando Mendoza se reunió con Gómez por temor a que él fuera a su casa donde estaban sus hijos. El encuentro fue en un auto en Coronel Bavio, Magdalena, donde el agresor la prendió fuego tras rociarla con un líquido. Gómez murió días después a raíz de las llamas generadas por su ataque.

Los jueces Vitali, Paolini y Domenech condenaron  en abril de 2018 a Mendoza a cadena perpetua quien está detenida desde el 2015. Pese a la anulación del proceso y por ende de la condena, no fue dictada su excarcelación.

En el juicio ahora anulado, no se pudo demostrar que Mendoza hubiese adquirido y llevado algún líquido inflamable. En Casación también expusieron sus dudas sobre cómo comenzó el incendio porque “tampoco es posible conocer (…) las evidencias en las que se apoyó (el fallo condenatorio) para tener por comprobado que el incendio comenzó en el asiento que ocupaba Gómez”.

Escuchá a Marilyn Aleman, hija de Marcela Mendoza, en diálogo con Daiana Giménez

Foto: Daiana Giménez

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *